La dudosa piedad de Jim Osborne

“Seguramente usted se sentiría orgulloso de tener entre sus brazos una muñeca como la de la foto ¿no es cierto? ¿no andaría sonriendo con orgullo, paseándose con ella por los pasillos de la iglesia, frente a su pastor y a … Sigue leyendo